Wireless ¿Qué es esta tecnología y cuál es la diferencia con una red Wi-Fi?

Si bien es cierto, la informática es muy extensa y rica en términos tecnológicos que, en ocasiones son desconocidos por muchas personas. En tal sentido, una de las terminologías más escuchadas y usadas, pero al mismo tiempo menos comprendidas; es el concepto de Wireless. Siendo una palabra que, puede tener diferentes interpretaciones por parte de los usuarios, según su conocimiento.

Pues bien, esta tecnología se basa en un tipo de conexión a Internet que se ha desarrollado rápidamente y cada vez está más presente en la vida de los habitantes de todo el mundo. Entonces, para que logres interpretar mejor su concepto, saber para qué sirve, al igual que los tipos redes Wireless y hasta su diferencia con el WiFi; hemos creado el presente post.

¿Qué es el Wireless y para qué sirve esta tecnología en telecomunicaciones?

¡Compara entre cientos de tarifas y elige la ganadora! 🏆

Tomando en cuenta que, en español, este término puede traducirse como “inalámbrico” o “sin cables”, se refiere a una tecnología que describe a aquellas telecomunicaciones en las cuales son las ondas electromagnéticas las encargadas de dirigir la señal sobre toda la trayectoria (o parte de ella) de la comunicación, en lugar de cables que, anteriormente, eran los únicos capaces de trasmitir esto.

De esa forma, es posible asegurar que una comunicación Wireless sirve para unir al emisor y al receptor sin necesidad de emplear cables. Ya que, estos dispositivos simplemente requieren de la modulación de ondas electromagnéticas a través del espacio para poder establecer la comunicación y bien, efectuar tanto el envío como la recepción de los datos, de esa forma.

Actualmente, los dispositivos más comunes que pueden usar la conectividad Wireless, son los teléfonos móviles y las computadoras. Así como también, el sistema de posicionamiento global o GPS, los teléfonos inalámbricos, la televisión vía satélite, los mandos a distancia (televisión, puertas de garaje, vídeo, etc.), los periféricos de ordenadores (teclados, mouse, impresora), los monitores para bebes y muchos otros dispositivos.

Tipos de redes Wireless ¿Cómo se clasifican y cómo funcionan?

Además de su concepto, también es muy importante conocer la clasificación que se maneja en torno a las redes Wireless y como es el funcionamiento de cada una de ellas. Entonces, para iniciar la presente sección del post, nos enfocaremos en distribución de las redes inalámbricas, según su frecuencia:

  • Infrarrojos: Se refieren a una clase de ondas que van desde 300 GHz hasta 384 THz y se catalogan como las menos comunes. Esto, debido a que, no cuentan con la capacidad de atravesar espacios colosales para la conexión y aparte de ello, los infrarrojos en las redes Wireless también suelen presentar averías con los obstáculos.
  • Microondas terrestres: Generalmente, operan con frecuencias que fluctúan desde 1 a 300 GHz y se caracterizan por ser “rastreras”, tal y como su nombre lo indica. De esa manera, logran abarcar grandes radios de kilómetros, pero para ello será necesario que haya puntos de acceso entre desmesuradas distancias, con el fin de que no existan injerencias.
  • Microondas satelitales: Son ondas que cuentan con la particularidad de permitir la conexión entre varias estaciones terrestres. Para eso, será necesario que la señal ascienda al satélite antes de que la misma se dirija del receptor al trasmisor. Después de ello, descienda en el puerto receptor o la estación.

Por otro lado, las redes Wireless también se clasifican dependiendo de su cobertura o el alcance al cual llegan; siendo la ordenación más especial. A continuación, los 4 tipos que existen según este aspecto:

Tipos de redes Wireless ¿Cómo se clasifican y cómo funcionan?

  • WPAN (o Wireless Personal Area Network): Así como su nombre lo indica, se refiere a un tipo de red de cobertura personal y cuenta con un alcance de 10 metros, aproximadamente. Por lo general, se usan en periféricos (mandos, teclado, mouse, etc.) y, además, el Bluetooth es una red de esta clase.
  • WLAN (o Wireless Local Area Network): Es una red que les permite a los usuarios establecer conexiones inalámbricas dentro del área de cobertura y presenta un alcance aproximado de 100 metros, por lo que podría cubrir un edificio corporativo o un campus empresarial. Es por ello que, el WiFi se encuentra dentro de este tipo de red, siendo una herramienta que convierte una conexión (ADSL o fibra óptica) en ondas de radio frecuencia.
  • WMAN (o Wireless Metropolitan Area Network): Son aquellas que facilitan el hecho de establecer conexiones inalámbricas entre varias ubicaciones dentro de un área metropolitana (por ejemplo, entre varios edificios de oficinas de una ciudad) y así, cubren varias decenas de kilómetros o lo suficiente para una población completa. Para esto, emplean tecnología basadas en WiMax.
  • WWAN (o Wireless Wide Area Network): Es la red de área con el alcance más extenso de todas las redes Wireless. Para ello, emplea tecnologías GSM, GPRS y UMTS; razón por la que, todos los teléfonos móviles están conectados a una red inalámbrica de área extensa.

¿Cuáles son las principales características de una conexión inalámbrica?

¿Cuáles son las principales características de una conexión inalámbrica?

¡Desde 6,99€/mes o suscripción de 1 año por solo 69,99€! 📺

Oferta Disney Plus

Ahora bien, las redes sin cables o redes Wireless cuentan con ciertas particularidades a tener en cuenta, para poder entenderlas mucho mejor. Motivo por el que, a continuación, mencionamos las principales características que posee una conexión inalámbrica propiamente dicha:

  • Su estructura básica esta compuesta por un punto de acceso, una tarjeta de red Wireless y un router. El primero de ellos, se define como un dispositivo que permite comunicar todos los elementos de la red con el router y por lo general, cuenta con un alcance de 90 metros o menos en entornos cerrados, mientras que en entornos abiertos puede ser hasta tres veces mayor. Por su parte, la tarjeta de red Wireless ofrece la posibilidad de conectarse al punto de acceso más cercano y el router es aquel que permite conectarse a un punto de acceso a Internet.
  • En cuanto a su diseño, las redes sin cableado tienen receptores sumamente pequeños que pueden integrarse dentro de un dispositivo y hasta llevarlo en un bolsillo. Razón por la que, cuentan con una excelente portabilidad.
  • La flexibilidad que contienen las redes Wireless es muy notable y gracias a eso, los nodos se pueden comunicar fácilmente dentro de la zona de cobertura sin necesidad de estar atados a un cable para poder relacionarse.
  • Al momento de instalar una red inalámbrica, solamente debes preocuparte por que el edificio o las oficinas queden dentro del ámbito de cobertura de la red. Debido a eso, son conexiones que requieren de poca planificación, a diferencia de las redes cableadas.
  • Las versiones más recientes de esta tecnología, admiten la posibilidad de alcanzar los 22, 54 y hasta los 100 Mbps.
  • En una red inalámbrica, es de gran relevancia que los datos viajen cifrados por el aire, para así evitar que los equipos ajenos a la red puedan capturar datos mediante escucha pasiva y acceder a ella.
  • Hoy en día, la tecnología que se está instalando y que ha adquirido una mayor popularidad, es la conocida como Wi-Fi o IEEE 802.11B. No obstante, ya existen otras tecnologías que proporcionan una mayor velocidad de transmisión y mejores niveles de seguridad.

Wireless vs WiFi ¿Cuáles son las diferencias entre una y otra?

Wireless vs WiFi ¿Cuáles son las diferencias entre una y otra?

Muchas personas tienen el error de pensar que una red Wireless y una red WiFi son lo mismo cuando, en realidad, no es así. Ya que, verdaderamente, el WiFi se trata de un tipo de red Wireless, para empezar. Sumado a eso, ambos términos presentan diferencias adicionales que vale la pena tener en cuenta y, a continuación, nombramos cuales son las más relevantes:

  • Una red Wireless hace referencia a todo lo inalámbrico, en términos de informática. Es decir que, engloba aquello que no usa cables para comunicar dos dispositivos, ya sea un mouse inalámbrico, algún dispositivo que emplea luz infrarroja, el Bluetooth o cualquier dispositivo que utiliza radiofrecuencia. Mientras que, una red WiFi simplemente es un mecanismo para establecer una conexión de una red y compartir recursos entre dispositivos.
  • Las redes inalámbricas hacen uso de diferentes tecnologías de radio, en lugar de cableado para lograr interconectar nodos en red. En cambio, el WiFi simplemente es un estándar inalámbrico conocido como “802.11”.
  • Por lo general, las redes Wireless son utilizadas en diversos equipos nombrados anteriormente y están presentes en sistemas más especializados por su amplio desarrollo, logrando así conectar a las personas, conocer la ubicación de los coches, barcos y aviones; controlar mandos a distancia, proporcionar flexibilidad en los ordenadores, etc. Por otro lado, el WiFi sencillamente entrega Internet en los equipos de sus usuarios.

Así, en definitiva, se puede afirmar que una red WiFi es inalámbrica y es un tipo de red Wireless, pero no toda conexión o comunicación inalámbrica es WiFi. En vista de que, el término “Wireless” es el que engloba todo esto.

¿Cuáles son las principales topologías para redes wireless más usadas?

Con respecto a las topologías más comunes en torno a las redes Wireless, acotamos que existen dos modos diferentes de operaciones para los dispositivos 802.11, es decir, para las conexiones WiFi que, hoy en día, se consideran la clase de redes Wireless más empleadas en todo el mundo. Aclarado esto, procedemos a definir dichas topologías de operaciones:

Modo Ad-Hoc (IBSS)

Modo Ad-Hoc (IBSS)

Usualmente, una red Ad-Hoc es aquella que existe entre dos o más dispositivos inalámbricos que no están conectados a través de un punto de acceso a una red cableada, pero por un tiempo limitado. Gracias a esta topología, dos usuarios de laptop que quieren compartir archivos, podrían colocar una red Ad-Hoc empleando NICs compatibles con 802.11 y a través del medio inalámbrico WM, compartir archivos sin el previo requerimiento de hacer uso de medios externos; por ejemplo.

Modo de Infraestructura (BSS)

Modo de Infraestructura (BSS)

Básicamente, es un modo que asume la gestión de uno o más puntos de acceso (o APs) al funcionar como una especie de puente entre el medio inalámbrico y el medio cableado. Entonces, tomando en cuenta que, gracias a que el AP maneja la autentificación de la estación y la unión con la red inalámbrica, múltiples APs conectados mediante un sistema de distribución, exhiben la capacidad de extender el alcance de la red inalámbrica a un área mayor de la que puede ser cubierta por un único punto de acceso.

Cabe resaltar que, dentro de los puntos de acceso, ahora es posible modificar la capacidad de TX/RX, notablemente; debido a la utilización de antenas especiales que pueden ser direccionales u omnidireccionales:

  • Antenas direccionales: Son las encargadas de enviar la información a una zona de cobertura determinada y a un ángulo especifico. Gracias a dicha característica, su alcance es mayor. Sin embargo, fuera de la zona de cobertura, es imposible establecer comunicación entre los interlocutores.
  • Antenas omnidireccionales: Estas son antenas que se ocupan de enviar la información a los 360 grados de radio, teóricamente. Por tal razón, es posible establecer una comunicación eficaz sin importar el punto en el que se localiza. No obstante, de forma paradójica, el alcance de este tipo de antenas es mucho menor en comparación con las antenas direccionales.

¡Compara entre cientos de tarifas y elige la ganadora! 🏆


Entradas relacionadas

Tarify.Win! el comparador libre y 100% independiente